Flamenco Traicional

Los tocaores, la guitarra, la prótesis.

Escrito por flamencotraicional 24-09-2015 en guitarra. Comentarios (0)

  • Hay un detalle maravilloso que nadie quiere ver,  porque demuestra la primacía de la anarquía creadora del cantaor  sobre la prótesis de la guitarra, y su olvidada función de acompañante: ¿por qué el flamenco sobrevive y es frecuentado en lugares donde nunca hubo una guitarra? Nadie quiere reconocerlo porque no conviene al grupo, a la sociedad, al colectivo, a los creadores de cursillos, a los vendedores de cuerdas, a las agencias, al primo de mi tía, a los violeros, a los promotores de mediocridades y teatritos palmoteados, al eterno fantasma del compás, a las dos pesetas,  hasta la boca...Los tocaores se hacen el longui, mirando distraídamente hacia el futuro primitivo, el de ellos, claro. Todos los tocaores, poseídos por la ciencia infusa del pro-tool y leyendo enciclopedias, se han olvidado de su primera función en el arte jondo: el acompañar el cante, subrayarlo y predisponer al oyente. ¡Eureka! Es que siempre ha sido así de sencillo. Pero los tocaores han alicatado el cuarto flamenco de notas incalculables, hasta el techo, y nadie puede salir ahora de esa trastienda convertida en laberinto interesado. El toque ha dado un salto mortal estético, del prístino acompañamiento se ha encaramado en Europa, en orquestaciones, arreglos formales, e influencias arrebujadas que han enfangado la música. El tocaor moderno ya no quiere acompañar a nadie, ni yendo a un bar. En todo caso realiza un ejercicio de flamenco continuado, no puede detenerse en su lucimiento, porque en esa pausa, seguro que aprovecha alguien y canta, tirando un fandango.
  • Cuando no hay cante no hay flamenco, y cuando no hay guitarra no pasa nada, no ocurre ninguna tragedia, simplemente porque la guitarra es prescindible. ¿Quién es capaz de negarlo?

  • De "Gitanito esquizofrénico" de David Pielfort




Tradición, traducción, traición.

Escrito por flamencotraicional 23-09-2015 en flamenco. Comentarios (0)

Esta relación de conceptos a modo de "santísima trinidad" entró en mi vida de la boca de mi amigo el artista Santiago Barber. En los últimos años me he rodeado y sigo rodeándome de seres que hacen de su discurso y sus prácticas el motor para mi desplazamiento milimétrico en un proceso continuo. Hoy cerca de la media noche, hora de milagros y prácticas mágicas me he decidido a crear mi primer blog donde siguiendo la linea conceptual (tradición, traducción, traición) poderos compartir citas, artículos, cotilleos, músicas, imágenes, etc. El contenido de este blog no siempre estará relacionado con lo flamenco de una forma directa pero sin duda él sera la base donde se sustentará todo lo que aquí se publique. Como diría mi admirado Beñat Achiary "La aventura continúa".

Bienvenidos, bienvenidas, bienvenides.